Noticias Campo de Gibraltar
25 noviembre 2020
25 noviembre 2020

LANDALUCE REFLEXIONA SOBRE SU FUTURO

Dicen los más allegados a José Ignacio Landaluce que este verano, el actual senador y alcalde de Algeciras, está reflexionando seriamente sobre su futuro político.

Ya en el año 2000, cuando su gran amigo y protector Antonio Sanz, le coloca en las listas al Congreso y consigue hacerle diputado, dimitiría de concejal a renglón seguido, ya que según él “no se podían hacer bien al mismo tiempo dos trabajos: el de diputado y el de concejal”.

Su paso por el Ayuntamiento de Algeciras en los años 90, había pasado sin pena ni gloria. Su única actuación política conocida, había sido la controvertida privatización del servicio municipal de aguas, cuando Landaluce era el representante del PP en el Consejo de Administración de dicho servicio.

En su primera etapa en Madrid su bagaje político también fue irrelevante, cero kilómetros de carreteras y cero kilómetros de ferrocarril para la comarca, y eso que gobernaba José María Aznar con mayoría absoluta. Tan solo consiguió a juicio de la prensa el honroso premio del “diputado desconocido” que se le concede al parlamentario con menos iniciativas presentadas en una legislatura.

Eliminado de las listas del PP en el 2004 por su incompetencia, regresa a la presidencia local del partido en el 2007, otra vez por imposición de Antonio Sanz, por entonces Secretario General en Andalucía, y como es lógico consigue la alcaldía en las elecciones municipales de 2011, como la mayoría de los candidatos del PP de aquel año, ante la situación de crisis nacional que había provocado Zapatero y que castigó electoralmente a todos los representantes del PSOE.

Aunque para ser justos, su gestión como alcalde y la de su equipo de gobierno es bien valorada por la mayoría de los algecireños y consigue también la victoria en las elecciones municipales del 2015 y 2019, en estas ocasiones nadando contra corriente.

Una vez alcalde, vuelve a ser diputado en el Congreso, con coche y chofer del Ayuntamiento a su servicio que le pagamos entre todos los algecireños, pero ni la Algeciras-Bobadilla ni cualquier otra mejora para la comarca consiguen abrirse camino. Y más de lo mismo en sus años de senador, con independencia de que haya gobernado Rajoy o Pedro Sánchez.

Quizás por eso, porque su vanidad y su soberbia política no le permiten tanto fracaso está valorando seriamente qué hacer con su futuro. Los problemas le acechan, en la Junta están hartos de su insolidaridad con el partido, maltrata a sus compañeros en público y de la alcaldía huyen personas de su confianza como Lorena Jiménez, que fueron incapaces de soportar “su peculiar manera de ser”.

Cada día depende de más silencios y se siente desbordado por los problemas que el mismo ha ocasionado. Pronto tendremos noticias de que es lo que decide finalmente, aunque es posible que esta decisión ya no dependa solo de él.

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email

Actualmente no hay ninguna encuesta activa.

Noticias relacionadas

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle una mejor experiencia y servicio.

Este sitio web utiliza cookies para asegurarle una mejor experiencia y servicio.